dimarts, 7 de juliol de 2015

L'aventura de la Kidi i la Kira a l'estiu/ La aventura de Kidi y Kira en verano

LA SIRENA QUE NO VOLIA VEURE LA REALITAT
Sobrevolàvem el mar blau quan ens va cridar l’atenció una cosa molt curiosa: una preciosa sirena mirant una roca punxeguda que sobresortia entre les ones.
Vam fer baixar el globus i ens hi vam acostar.
-Hola sirena bonica, sóc la Kira i aquesta és la meva amiga Kidi. –
-Hola.- contestà sense girar-se,- jo sóc la sirena Estel Daurat.-
-Què hi fas mirant aquesta roca?- preguntà la Kira.
-Roca? Quina Roca?-
-Aquesta que estàs mirant...-vaig dir.
-Jo no estic mirant cap roca, estic conversant amb el meu promès...-
-Perdona que insistim,- vam dir- però estàs parlant amb una roca.-
La sirena es va quedar un moment en silenci, com si estigués pensant i digué.
-Això explicaria el perquè fa estona que li parlo i no diu ni una paraula... Però com em puc fiar de dos pilotes que parlen, eh?-
-Dos pilotes dius? Però tu ens has mirat bé? Som dos gats que viatgem per aprendre jocs nous i històries per escriure un conte.-
L’Estel es va tornar a quedar pensativa fins que al cap d’un instant ens va confessar què li passava.
-Ho sento noies però fa una temporada que no hi veig bé i confonc objectes i coses. Així dieu que fa estona que parlo amb una roca?-
-Si, no ho veus? Potser la Kidi i jo et podem ajudar.-
-Ah si? Com?-
Vaig buscar dins la maleta el llibre màgic i hi vaig escriure la paraula “ulleres”. En un instant, unes boniques ulleres vam aparèixer a la cara de la sirena.
-Oh que bé! Ara si que ho veig tot clar! Què m’heu fet?-
-T’hem posat ulleres per veure-hi. T’he mira’t en aquest mirall-
-Moltes gràcies noies, com us ho puc pagar? Però com? Aquesta sóc jo?- digué mirant-se al mirall.
 -Si ets molt bonica...-
-I ara, no les vull pas aquestes ulle... com es diguin que em fan tant lletja-. I d’una revolada se les va treure llençant-les tan lluny com va poder.
-Fora d’aquí, fora o us canto una cançó...- digué cridant.
Sense pensar-ho vam enlairar el nostre globus i cel amunt vam anar perdent de vista aquella sirena que no volia veure la realitat.



 LA SIRENA QUE NO QUERÍA VER LA REALIDAD
Volábamos sobre el mar azul cuando nos llamó la atención una cosa muy curiosa: una preciosa sirena mirando una roca puntiaguda que sobresalía entre las olas.
Hicimos bajar el globo y nos acercamos.
-Hola Sirena bonita, soy Kira y esta es mi amiga Kidi. -
-Hola.- Contestó sin volverse, - yo soy la sirena Estrella Dorada.-
-¿Qué Haces mirando esta roca? - Preguntó Kira.
-¿Roca? ¿Qué Roca? -
-Esta que estás mirando ...- dije.
-Yo no estoy mirando ninguna roca, estoy conversando con mi prometido ...-
-Perdona si insistimos, - dijimos- pero estás hablando con una roca.-
La sirena se quedó un momento en silencio, como si estuviera pensando y dijo.
-Eso explicaría el porqué hace rato que le hablo y no dice ni una palabra ... Pero como me puedo fiar de dos pelotas que hablan, ¿eh? -
-¿Dos pelotas dices? ¿ Pero tú nos has mirado bien? Somos dos gatos que viajamos para aprender juegos nuevos e historias para escribir un cuento.-
Estrella se volvió a quedar pensativa hasta que al cabo de un instante nos confesó qué le pasaba.
-Lo siento chicas pero hace una temporada que no veo bien y confundo objetos y cosas. ¿Así decís que hace rato que hablo con una roca? -
-Si, ¿no lo ves? Quizá Kidi y yo te podemos ayudar.-
-¿Ah sí? ¿Como? -
Busqué en la maleta el libro mágico y escribí la palabra "gafas". En un instante, unas bonitas gafas aparecieron en la cara de la sirena.
-Oh Que bien! Ahora si que lo veo todo claro! Qué me has hecho? -
-Te Puesto gafas para ver. Te he mírate en este espejo-
-Muchas Gracias chicas, como os lo puedo pagar? Pero ¿como? ¿Esta soy yo? - Dijo mirándose al espejo.
 -Si, eres muy bonita ...-
-Que va, no las quiero estas gaf ... como se diga que me hacen tan fea-. Y de golpe se las quitó tirándolas tan lejos como pudo.
-Fuera de aquí, fuera o os canto una canción ...- dijo gritando.
Sin pensarlo hicimos despegar nuestro globo y cielo arriba fuimos perdiendo de vista a esa sirena que no quería ver la realidad.


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada